Harasambato’s Weblog

octubre 16, 2008

Elle. Iontoforesis con DMSO

La iontoforesis consiste en la aplicación de pequeñas corrientes eléctricas (~ 0.5 mA/cm2) a través de electrodos.

La corriente eléctrica actuaría como un transportador de las drogas a través de las estructuras de la piel.

Los mecanismos principales que conducen al incremento de la penetración son

(i) repleción de iones,

(ii) disminución de la resistencia de piel aumentando la permeabilidad y

(iii) electroósmosis.

La eficiencia de la iontoforesis depende, básicamente, de las propiedades fisicoquímicas de las moléculas (polaridad, valencia) y de la interacción principio activo/formulación. La efectividad clínica de la iontoforesis ha sido reportada especialmente para formulados de anestésicos locales y drogas antiinflamatorias.

Finalmente en esta introducción queremos destacar que también la luminoterapia (láser), el ultrasonido, la onda corta en modalidad directa son agentes idóneos para ayudar a la penetración del DMSO, pero entendemos que ninguno supera la efectividad de la iontoforesis.

DESCRIPCIÓN DE LA TÉCNICA DE IONTOFORESIS 

Material

  • Se dispondrá de un estimulador de baja frecuencia o de un galvanizador en corriente constante (C.C.) con una intensidad máxima de 15 a 25 mA.
  • Dos electrodos estándar de goma conductora (uno grande y otro pequeño) con sus correspondientes gamuzas.
  • Bandas elásticas para fijar los electrodos a la zona.
  • Gasas estériles.
  • Disolución del compuesto para aplicar (diluido de acuerdo a lo indicado en cada caso).
  • Agua desmineralizada y libre de otros iones (desionizada) para rebajar las disoluciones de los compuestos.
  • Botella de suero fisiológico (para empapar el electrodo indiferente).
  • Alcohol y algodón para limpiar la zona del electrodo pequeño (mejor limpiar las zonas de ambos).

Metodología

  1. Con un trozo de algodón empapado en alcohol se limpia bien la zona a tratar, donde se colocará el electrodo pequeño o activo. Se deja secar y evaporar el alcohol.
  2. Se toman todas las gasas estériles del paquete (secas y sin haberlas mojado en líquido alguno) y se las empapa con la solución del medicamento (bien empapadas, pero no tanto como para que desprendan gotas sin exprimirlas).
  3. Se sitúan sobre la zona tratada, se mide la superficie que cubren y se posiciona sobre las gasas el electrodo pequeño (con o sin su gamuza). Fijarse bien en la polaridad que tendrá el electrodo de acuerdo al medicamento.
  4. Al otro electrodo, bastante mayor, se le empapa su gamuza en suero fisiológico. Se busca una buena posición donde situarlo, lo más enfrentado y próximo al activo. Cuidar que la parte de gamuza entre electrodo y paciente sea lo más abundante y gruesa posible.
  5. Se fijan ambos electrodos (normalmente en aplicaciones contralaterales) con una o más bandas elásticas cuidando evitar los salientes óseos, los dobleces, las oquedades en el electrodo, las presiones excesivas, en fin, evitar todo aquello que impida un correcto y homogéneo contacto de los electrodos.
  6. Encender el equipo y con la intensidad a 0 mA, conectar los cables del equipo con ambos electrodos cuidando que se cumpla la polaridad deseada (circunstancia fundamental); (+ rojo) sobre los compuestos (+) y (- negro) sobre los (-).
  7. Elevar la intensidad hasta la densidad de energía de 0,1 mA/cm2, es decir, que la indicada por el galvanizador sea el producto de la superficie de las gasas por 0,1.
  8. Ajustar el tiempo hasta que se considere que se introducirá la cantidad de medicamento pretendido aplicando la Ley de Faraday 
  9. Observar la reacción del organismo y de la piel al retirar la sesión. Según lo observado, tendremos que disminuir la dosis o el tiempo, o quizá, aumentarlos.

      Sobre la técnica de iontoforesis como medio de introducir medicamentos de manera no invasiva o en zonas de difícil para hacerlo mediante inyecciones, puede consultarse las obras de José María Rodriguez Martín (Electroterapia en fisioterapia) y de Mario Verardo (Iontoforesis.Conocimientos generales). 

Un aspecto que se debe considerar cuando de iontoforesis se trata es la resistencia del organismo a permitir el paso de la corriente que se utiliza en la potencia que se emite desde el equipo en uso. Es la denominada impedancia, que debe ser debidamente considerada cuando se aplica la iontoforesis en los equinos por la obvia razón que sus sensaciones nos son transmitidas de un modo que no es el verbal.

Nosotros utilizamos dos criterios para evaluarla. Uno es el lenguaje corporal del equino, y otro el uso de un detector de puntos para acupuntura electrica, ya que el mismo emite diferentes niveles de sonidos en el área investigada, segùn sea precisamente la resistencia que encuentre en la zona para recibir la descarga de acupuntura. Esto es que el sonido será mayor en la zona donde encuentre menos resistencia.

En la foto, uno de los equipos con que cuenta Haras Ambato.

El equipo emisor de la corriente galvánica que usamos es de Seakit, con quien recientemente hemos cerrado un acuerdo de esponsorización. Y es el que observa en la foto. El equipo también permite aplicación de TENS. Es muy completo y de gran resistencia para el medio veterinario donde el paciente orina y defeca sin mayores inhibiciones, lo que junto con la tierra del ambiente (básicamente por la cama que se le coloca para que no esté tanto tiempo en una superficie tan dura), explica el concepto utilizado.

 

El medicamento a incorporar al equino es el popular DMSO. Haras Ambato tiene una vasta experiencia en el uso del dimitil sulfoxido para el tratamiento de bursitis (en internet existen numerosos trabajos al respecto) en cualquier zona en que el líquido sinovial se derrame formándolas. Y en nuestra experiencia, tales derrames no tienden a reproducirse.

La impar obra del Dr. Morton Walker (DMSO, Nature healer) aporta comprensión al DMSO, en cuanto alcances y capacidad de cura. Nos hemos detenidos en dos aspecos “Repair tissue damage” y “fight degenerative diseases”, ya que la bursitis o el derrame de líquido sinovial tiene como etiología ambos componentes.

 

Siguiendo el protocolo de aplicación de medicamentos por iontoforesis, hemos discernido polaridad y tiempo de aplicación. En el caso del DMSO ello resulta sumamente sencillo puesto que precisamente éste es utilizado como vehículo para incorporar al cuerpo otras drogas dada la gran capacidad de absorción que exhibe. Por otra parte en la técnica de aplicación de los electrodos, estos deben estar lo mas cerca posible el uno del otro. Lo cual torna el proceso sumamente sencillo, puesto que aún desconociendo la polaridad del DMSO, dada su reconocida facilidad para ser absorbido por tejido vivo. Incluso está demostrado que en los equinos esa característica de potencia.

 

Además el DMSO que tiene un peso molecular de 78.13 es dipolar, y su valencia (información que obtenemos en este sitio)o capacidad para vincularse con otros átomos es 1, lo que nos permite saber con precisión tanto donde colocar cada electrodo, como el tiempo a emplear en el procedimiento de iontoforesis conforme la Ley de Faraday.

Queremos resaltar que la dipolaridad apareja que sea indistinto que coloquemos el electrodo positivo o negativo sobre el algodón que lo contiene. Puede consultarse aquí (sitio de Gaylord Chemical, principales productores mundiales de DMSO) los fundamentos de nuestra aseveración.

En la foto se observa a Elle con los electrodos colocados sobre un algodón embebido en DMSO recubierto con una gasa embebida en suero que también hemos utilizado para mojar el electrodo que no hemos colocado sobre el algodón. En nuestra técnica, aplicamos todos los días alternando la polaridad y lo hacemos en un tiempo de 45 minutos.

 

 

 

Las restantes fotografías muestran el comportamiento de la yegua, con lo que se puede concluir que la aplicación es correcta puesto que la corriente galvánica está funcionando justo al lado del umbral de sensibilidad.

 

 

Con este tratamiento esperamos drenar el líquido sinovial que se ha acumulado en la trocla.

Anuncios

2 comentarios »

  1. me gustaria saber si este equipo lo podemos utilizar para el ser humano y mas informacion al respecto
    gracias su ayuda
    fausto pinto

    Comentario por iontoforesis para ser humano — octubre 25, 2009 @ 12:55 am | Responder

    • La iontoforesis se usa en humanos, en cuanto a mayor información para el uso en humanos habría que pedirla a un fisioterapeuta, ya que nuestra experiencia se limita exclusivamente a los caballos. Gracias y un saludo

      Comentario por harasambato — octubre 25, 2009 @ 5:54 pm | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: