Harasambato’s Weblog

septiembre 23, 2008

Previniendo la desmitis. Caballo peruano (1)

Dijimos ya que se nos ha encomendado trabajar con Trueno, un caballo peruano de paso, para prevenirle la desmitis. La responsabilidad de su criador el Sr. Hugo Mendez Collado, ha significado para este hermoso padrillo de dos años, que cuenta además con un excepcional pedigree, la posibilidad de verse al margen de una enfermedad que arruina la perfomance del caballo que la padece.

En el caso de Trueno, por la forma de sus cascos, es propenso a esta “enfermedad ciega” como se la llama, ya que se ve la predisposición pero no la enfermedad hasta que aparece.  ¿Cuál es el problema de sus cascos?.

Como se aprecia en la fotografía. Los mismos están encastillados, forma de los cascos por otra parte muy común en la raza, los cuales si se los trata adecuadamente no tienen por que significar un problema.

Esto hace que el talón se corra hacia adelante perdiendo el equilibrio natural y haciendo que trabaje forzadamente todo el esquema tendinoso ligamentoso (flexor superficial, profundo, oblicuos, colaterales, impar, etc.), hasta que finalmente ese complejo soporte se deforma haciendo aparecer esa cuartilla casi paralela al suelo y el nudo ídem, no cuando el movimiento lo exige sino cuando el equino está en descanso.

Como primera medida se ha procedido a corregir sus aplomos, tratando de correr el talón hacia atrás. Luego de ver que la corrección no es suficiente, a pesar que en la fotografía ya vemos que se ha liberado tensión sobre el nudo y que el caballo está en descanso parado mas derecho en sus miembros anteriores, decidimos hacer un herraje correctivo. En la foto vemos a Trueno con sus aplomos corregidos, pero sin herrar.

Antes de pasar al tema del herraje, recalcamos que es fundamental para prevenir la desmitis trabajar sobre tres aspectos.

1) Alimentación. El que piense que el caballo deportivo puede criarse a campo, comete un error. La alimentación “natural” por llamarla de alguna forma, no contiene todos los nutrientes que el equino precisa para su vida deportiva. En el caso del peruano de paso, en las exposiciones que hemos presenciado, tuvimos oportunidad de ver al juez separando equinos expuestos por claudicaciones que presentaban.

2) Training. Desde los dos años, el equino debe ser sometido a un esquema de ejercitación acorde a su edad, para desarrollar su musculatura, ya que el juego o la vida en “libertad” no se la desarrolla adecuadamente. No nos cansamos de repetir que el desarrollo muscular adecuado, a la par de ser el primer esquema de amortiguación del movimiento del cuerpo equino, determina tendones y ligamentos con un correcto desarrollo, ya que no debe perderse de vista que tales tejidos no son sino la terminación muscular insertada en los huesos.

3) Controlar sus aplomos mediante el desbazado de. No reiteraremos la verdad dogmática que significa decir, sin pié no hay equino.

El orden colocados a los aspectos a tener en consideración es para los fines de la exposición ya que si nos preguntan sobre un prioritario, diríamos que no existe ya que sin buena alimentación no hay buenos aplomos y los buenos aplomos los cuida un buen herrador, en este caso quien nos acompaña hace mas de 12 años, el Sr. Gustavo Bengochea.

Ahora si entramos al aspecto del herraje. Generalmente los malos aplomos traen dolores en los tendones y ligamentos. Por eso hicimos que nuestro vet. chequeara a Trueno. Así se pudo determinar que tenía una gran sensibilidad en los flexores superficiales, lo cual lo llevaba a adoptar posturas antiálgicas comprometiendo mas la zona de los flexores profundos (ambas manos) etiología de la tan temida desmitis. Para solucionar el problema de los talones, como ya dijimos, usaremos una herradura invertida, con la ventaja adicional que al colocarla corrida hacia atrás creamos el sostén de un talón normal volviendo a darle al equino el equilibrio natural sin comprometer la zona del nudo, tendones y ligamentos que se deforman con la desmitis.

A su vez para alivianar la carga sobre el nudo, obligaremos a la trocla o bolsa troclear, a trabajar mas para lo cual le colocaremos un suplemento a la herradura, suplemento que llamamos corazón y que cada vez que el equino pisa, presion sobre la ranilla, esta sobre la trocla, liberando de tensión al nudo y por ende a los tendones y ligamentos que trabajan en su biodinámica.

En la foto vemos lo que acabamos de explicar.

Finalmente en la filmación vemos parte del trabajo del herrador, vemos los aplomos totalmente corregidos de Trueno lo que apreciamos en sus hermosos movimientos.

Por supuesto que continúa con su training, y nutrición acorde a los requerimientos que en su vida deportiva le serán planteados.

1 comentario »

  1. muy buena la informacion ,me gustaria saber si se dictan seminarios o cursos sobre corte de cascos y herraje correctivo para desarrollar buenos aploms en equinos,gracias

    Comentario por gustavo — mayo 6, 2009 @ 5:36 am | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: